domingo, 31 de marzo de 2019

Borgward Argentina, su historia

La empresa Borgward Argentina tiene su historia en el país íntimamente ligada al Rastrojero. Ya que los motores diésel Borgward, de origen alemán, fueron los elegidos por la automotriz IAME (Industrias Aeronáuticas y Mecánicas del Estado) para la camioneta que fabricaba. Esta nota tratará de contar cómo fue esa historia que arranca en el año 1954.
 
La planta de Isidro Casanova de Borgward Argentina.
Revista Análisis del 28 de agosto de 1968.

Antes de comenzar a hablar de Borgward Argentina tenemos que referirnos al Rastrojero. Esa camioneta utilitaria que la empresa IAME comenzó a producir en el año 1953, luego que fuera creada por el decreto 6.191 del 28 de marzo de 1952. Antes el decreto 24.103, del 30 de noviembre de 1951, había creado la Fábrica de Motores y Automotores.

Los primeros 2.361 Rastrojeros fabricados, a partir del año 1953, usaron motores nafteros de la marca Willys, que habían estado montados en los tractores Empire, que el IAPI (Instituto Argentino para la Promoción del Intercambio) había importado desde Estados Unidos. Al agotarse esos motores nafteros hubo que buscar otra alternativa.

Ante lo cual la empresa IAME decidió comenzar a usar motores diésel en el Rastrojero. Para eso se convocaron a cuatro marcas internacionales para la adquisición de esos motores. Las empresas que se presentaron a la oferta fueron Borgward, de Alemania, Fiat, de Italia, Jenbach, de Austria y Perkins, de Gran Bretaña.

Motor diésel Borgward D4M de producción nacional.
Revista Parabrisas número 39 de febrero de 1964.

Se llegaron a montar en prototipos motores diésel Fiat y Perkins, pero sin buenos resultados. La elección recayó en los motores diésel Borgward de cuatro cilindros en línea con una cilindrada de 1.758 centímetros cúbicos con una potencia de 42 HP a 3.400 revoluciones por minuto.

Estos motores eran conocidos como Borgward D4M. En el país había un representante de la marca Borgward y era la empresa Establecimientos Mecánicos San Isidro (EMSI), que su actividad era la reparación de trolebuses. El contacto con la empresa alemana fue Rodolfo Freude, quien presentó el motor Borgward D4M.

De esta forma es cómo llega a Argentina la empresa alemana Carl F. W. Borgward GmbH (Gesellschaft mit beschränkter Haftung, sociedad con responsabilidad limitada) de Bremen, Alemania. El primer prototipo de Rastrojero con el motor Borgward D4M se armó el 18 de julio de 1953.

Borgward Isabella sedan 2 puertas importado en versión de competición.
AutoClásica 12 de octubre de 2018.

Se firma un acuerdo entre IAME y Borgward para proveer 20.000 motores diésel para el armado del Rastrojero Diesel (RD), además se estableció que la empresa alemana montaría una planta para la fabricación en el país, a partir del motor 7.000 entregado, que eran importados.

El 4 de marzo de 1954 se crea Borgward Argentina la empresa eligió la localidad de Isidro Casanova, en el Gran Buenos Airea, para erigir su planta de producción de motores. El predio contaba con 16 hectáreas y estaba ubicado en el kilómetro 23,300 de la Ruta 3. La dirección exacta era Marconi 4.481 de Isidro Casanova, en la provincia de Buenos Aires.

La empresa tendrá sus oficinas en la Avenida Corrientes 327, piso 18º, de la ciudad de Buenos Aires. Lo que no tengo el dato exacto si estas dependencias administrativas también son del año 1954. Pero para la década del setenta sí las tenía.

Borgward Isabella Coupe de 1956 importada.
AutoClásica 9 de octubre de 2015

Borgward Argentina SA se forma con un capital inicial de 2.000.000 de pesos moneda nacional, que fueron aportados por partes iguales por la empresa alemana Carl F. W. Borgward GmbH y accionistas argentinos encabezados por el grupo Freude. Para tener una idea de cuánto dinero era en esa época la conversión a dólares da unos 86.000.

La fabricación del motor Borgward D4M se inicia entre el año 1958 y 1959, es decir cuando la empresa DINFIA (Dirección Nacional de Fabricaciones e Investigaciones Aeronáuticas), denominación que cambió en el año 1956, luego del golpe de estado, fabricaba el Rastrojero Diesel.

A partir del año 1956, y de la mano del cambio de gobierno, se libera la importación de vehículos que tenía ciertas trabas impositivas. Así es como Borgward Argentina comienza la importación de diferentes versiones del automóvil Borgward Isabella. Estos vehículos entran al país hasta el año 1958.

Borgward Isabella Coupe de 1958 importada.
AutoClásica 12 de octubre de 2018.

Algunos de esas versiones se pueden ver en la muestra anual de AutoClásica, en el stand de la Agrupación Borgward Isabella, justamente donde pude tomar fotografías de los modelos del sedan 2 puertas y de dos versiones de cupé. Además los Borgward Isabella se convirtieron en autos de carrera en los autódromos nacionales llegando a ser imbatibles en su versión Isabella TS.

En el año 1958 se establece una ampliación al acuerdo para la fabricación de motores en la planta de Isidro Casanova y se comienza a producir el automóvil Borgward Isabella en su versión sedan 2 puertas y el camión frontal Borgward B-611. Una mención a este camión liviano es que llegó a tener cuatro marcas diferentes en Argentina: https://archivodeautos.blogspot.com/2016/03/cuatro-marcas-para-un-camion-frontal.html

El decreto 5.160, del 18 de abril de 1958, permitía a DINFIA la fusión con Borgward Argentina para crear una nueva empresa que fabricaría los dos vehículos mencionados. Así nació Dinborg Industrias Argentinas Automotrices S.A.C.I.F. el 1 de diciembre de 1958 y el 17 de abril de 1959 quedó en condiciones de operar en el país, a través del decreto 4.448.

Borgward Isabella sedan 2 puertas de 1960 de producción nacional.
AutoClásica 9 de octubre de 2015.

La Secretaría de Industria y Minería, en el último año mencionado, aprobó la planificación de producción que era de 500 unidades del Borgward Isabella para el año 1960, que ascenderían a 2.000 en el año 1961, 3.000 en 1962 y 4.000 en 1964: https://archivodeautos.blogspot.com/2014/03/el-isabella-de-borgward.html

Para el camión Borgward B-611 la producción estipulada era de 1.900 unidades para el año 1960, 5.000 en 1961, 6.000 en 1962, 1963 y 1964. Pero nada de estos planes de producción se llegaron a plasmar por el quiebre de Carl F. W. Borgward GmbH en el año 1961. Tanto el Borgward Isabella y el Borgward B-611 se fabricaron en la planta de DINFIA en la provincia de Córdoba.

La empresa Borgward Argentina quedó huérfana de casa matriz, pero fue la única en el mundo entero que conservó la marca. Eso fue porque para el año 1961 sus capitales accionarios eran 100% argentinos. Esto le permitió seguir fabricando los motores diésel de la marca alemana.

Borgward B-611 de producción nacional.
Revista Parabrisas número 4 de febrero de 1961.

Pero no fue tan así. Ya que en el año siguiente tuvo que conseguir la licencia de otra empresa alemana: Rheinstahl Hanomag (Hannoversche Maschinenbau) AG (Aktiengesellschaft, sociedad anónima) que le autorizó a fabricar un motor diésel de 52 HP. Motor que se conoció como Borgward D301 E1 y que comenzó a montar el Rastrojero Diesel NP 66 a partir del año 1965, cuando tuvo un rediseño de carrocería, en el año 1964, con parabrisas y luneta más amplios, entre otras mejoras mecánicas.

Cuando se crea CIDASA (Compañía Industrial de Automotores SA) el camión liviano Jeep Frontal, otra versión del Borgward B-611, tendrá un modelo con el motor Borgward D301 E1 de 52 HP. Estos camiones se fabricaron en poca cantidad en la planta de Monte Chingolo en la provincia de Buenos Aires.

Borgward Argentina seguía ampliando su producción, pese a no haber podido continuar con la fabricación de los vehículos antes mencionados. Para la época que consigue la licencia para los motores diésel Hanomag comienza la fabricación de puntas de ejes, árboles de levas, y demás autopartes para las automotrices argentinas.

Tres versiones del camión frontal Borgward B-611.
Tanto la Kombi como el Furgón eran alemanes.
Revista Parabrisas número 4 de febrero de 1961.

No solo produjo estas partes mecánicas, también tuvo la licencia ZF (Zahnradfabrik Friedrichshafen) para las cajas de cambios que usaron los camiones Frontal de IME (Industrias Mecánicas del Estado SA). Dato que figuraba en los folletos técnicos de la automotriz estatal. También produjo cajas de dirección entre otros elementos mecánicos.

En el año 1968 cierra un acuerdo de licencia con la empresa francesa Société Anonyme Automobiles Peugeot para la fabricación en la planta de Isidro Casanova del motor diésel Indenor XD-4,88 de 1.948 centímetros cúbicos de cilindrada con una potencia de 68 HP SAE a 4.500 revoluciones por minuto.

Este nuevo motor le permite a Borgward Argentina cerrar acuerdos con distintas automotrices locales. Una de ellas SAFRAR (Sociedad Anónima Franco Argentina de Automotores) que presenta en el año 1970 al Peugeot 404D con motor Indenor XD-4,88.

Rastrojero Diesel NP 66 con el motor de 52 HP a partir del año 1965.
Revista Parabrisas número 47 de octubre de 1964

Lo mismo hará la empresa estatal IME con su remozado Rastrojero Diesel P68 conocido como Caburé que fuera lanzado en el año 1968. Aunque las primeras unidades, por casi dos años, usaron el motor Borgward de 52 HP de licencia Hanomag.

Pero este motor Indenor lo usaran automóviles como el Chevrolet 400, el Dodge 1500 el Jeep en versión diésel. Los vehículos de IME que usaron este motor diésel, además de la camioneta Rastrojero Diesel P68, fueron el F-71, conocido como Frontalito y el camión Frontal F-81. Curiosamente este último camión liviano era originalmente el diseño del Borgward B-611.

Durante el año 1972 la empresa Borgward Argentina concreta un acuerdo con la empresa Automobiles Peugeot SA para exportar una tanda de motores diésel Indenor completos a Francia. Estos motores se fabricaban en una empresa del norte de ese país, que pertenecía al grupo Peugeot.

Publicidad del acuerdo entre Borgward Argentina y Peugeot.
Revista Análisis del 22 de julio de 1968.

Entre 1975 y 1976 logra tener la licencia de fabricación del motor diésel Indenor XDP-6,90 de 6 cilindros en línea con una cilindrada de 3.168 centímetros cúbicos con una potencia de 95 HP SAE a 4.000 revoluciones por minuto. Este motor fue usado por el camión liviano Frontal M-91 de IME, que también se lo conoció primero como 0.69. Hasta la rural Lutteral Safari usó este motor Indenor de 6 cilindros en línea en una versión especial que hizo el concesionario de IKA-Renault.

No sería el último motor diésel Indenor, todavía nos faltaba conocer a los argentinos el motor Indenor XD-2, una evolución del XD-4,88 con mayor cilindrada: 2.304 con una potencia de 77,5 HP. Este motor lo llevó una versión del Peugeot 504 y por los datos que tengo los últimas unidades del Rastrojero Diesel de IME. Probablemente entre 1979 y 1980.

Justamente en el año 1980 cierra IME y deja de producir todos sus vehículos en mayo de ese año. El cierre oficial de la automotriz estatal es en el mes de junio. Esta decisión de la dictadura cívico-militar produjo un duro golpe a Borgward Argentina porque se quedó sin su principal proveedor.

Dibujo del motor Indenor XD-4,88.
Folleto de la empresa IME de mediados de los años setenta.

Tanto que la licencia de los motores Indenor caducaba en el año 1982 y no fue renovada. Incluso la empresa Sevel Argentina (Sociedad Europea de Vehículos para Latinoamérica) retoma la producción, en el país, de los motores diésel Indenor, más modernos unos años más tarde. Para ese momento Borgward Argentina buscaba otras licencias por el mundo.

Encontró la marca italiana VM (Vancini-Martelli) de motores diésel con vasta experiencia en este tipo de motores. Así nuevamente la marca Borgward aparecía en el mercado en el año 1985 produciendo motores diésel bajo licencia. En un principio la idea era fabricar estos motores VM para el mercado de recambio.

Se hicieron pruebas con camionetas Ford F-100, pero también se apuntaba a la camioneta liviana Ford Ranchero y a las Toyota Hi-Lux nafteras que habían entrado con la importación desde el año 1979. Esos motores eran dos: el Borgward VM HR 492 HT y el Borgward HR 592 HI de cuatro cilindros en línea ambos.

Motor Borgward VM HR 492 HT.
Revista Su Auto número 63 de septiembre de 1985.

Ambos de 2.393 centímetros cúbicos de cilindrada, el primero con una potencia de 100 HP a 4.200 revoluciones por minuto, que era turboalimentado.  Mientras que el segundo tenía 112 HP, con las mismas vueltas, pero era turboalimentado inter enfriado.

Pero hubo otra versión de este motor Borgward VM que fue el VM HR 492 H. Este motor diésel era aspirado y lo usaron el Ranquel del año 1989, el Ford Falcon Diesel y el Ford Ranchero Diesel. Esta versión tenía una potencia de 70 HP con las mismas revoluciones por minuto.

Los tiempos económicos de Argentina eran complicados con una hiperinflación en el mercado interno. Esto le jugó en contra a Borgward Argentina y no pudo cumplir con los pedidos de motores diésel Borgward VM HR 492 H primero para la empresa Ford Motor Argentina, por este motivo ambos modelos mencionados antes, de la marca Ford, se terminaron discontinuando en el año 1989, cuando el inicio de producción había comenzado el año anterior.

Algo parecido sucedió con la camioneta Ranquel, que fue el último intento de producir al Rastrojero en el país, que era fabricado por Imetal una empresa del grupo Massey-Ferguson. Se quedaron sin los motores Borgward VM HR 492 H y tuvieron que recurrir a otras marcas (Perkins e Indenor) para seguir armando los Ranquel.

Motor Borgward VM HR 592 HI.
Revista Su Auto número 63 de septiembre de 1985.

A partir de este momento el camino de Borgward Argentina se torna incierto. Algunas fuentes señalan que sobrevivió hasta el año 1998. Ya que el otro golpe de gracia lo recibió cuando Sevel Argentina cesa la producción del Peugeot 504. La empresa era proveedora de autopartes para este longevo automóvil del mercado argentino.

Me motivó escribir esta historia de Borgward Argentina, que puede tener falencias, porque no hay nada publicado en la red. Ahora al menos hay una guía para ahondar en algunos temas. Creo que fue una empresa pilar para muchas terminales argentinas, al producir autopartes para terceros, cosa que no siempre se conoce.

Además durante mucho tiempo tenía el dato que los motores diésel a partir de mediados de la década del sesenta no eran Borgward, sino Hanomag. Eso recién lo pude confirmar hace poco gracias a un número de la revista Su Auto. Vale mencionar que una de mis fuentes fueron el libro “Un siglo de autos argentinos” de Gustavo Feder, este autor estará presentado el segundo tomo de la industria automotriz argentina en la edición de Expo Auto Argentino 2019, el domingo 7 de abril. Les dejo el enlace del comentario de este libro de consulta permanente: https://archivodeautos.blogspot.com/2018/05/un-siglo-de-autos-argentinos.html

La revista Su Auto mencionada es del mes de septiembre de 1985, número 63, fue otra fuente consultada. También tomé datos de un suplemento del diario Clarín cuando se cumplieron 28 años de la empresa IME, y que fue publicado el viernes 30 de noviembre de 1979. Cada foto tiene su correspondiente epígrafe para saber de dónde tomé la imagen.

La nota histórica quedó extensa, para el largo habitual de las publicaciones de Archivo de autos, pero el tema ameritaba la escritura. Además hoy es un día domingo donde los fierreros de alma se pueden tomar un tiempo más para leer estas líneas… Al menos eso espero.

Si te interesa colaborar con Archivo de autos auspiciando alguna nota, como seguidor, o poniendo publicidad, te dejo el siguiente enlace para tu información: https://archivodeautos.blogspot.com/2019/02/notas-patrocinadas.html

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos

Archivo de autos es un sitio editado por una sola persona de forma artesanal, con los pocos recursos técnicos que dispone a mano.


#Archivodeautos, #Unpocodehistoria, #BorgwardArgentina

No hay comentarios.:

Publicar un comentario