martes, 1 de abril de 2014

Un auto híbrido, el Hybrid de Briggs & Stratton

Las respuestas correctas a la Trivia del mes de marzo eran las siguientes: el automóvil era el Hybrid, que fabricó la empresa Briggs & Stratton en 1980 en Estados Unidos, el auto tenía dos motores, un motor naftero y otro motor eléctrico; la empresa fabrica, entre otros productos, cortadoras de pastos, sierras eléctricas y demás insumos eléctricos; si la empresa actualmente produce los productos antes mencionados. Los ganadores fueron: F62 y Christian Micieli. Mis felicitaciones para ambos.

Hybrid de 1980 fabricado por Briggs & Stratton. Un auto híbrido con motor eléctrico y a nafta. La fotografía pertenece a la revista Parabrisas Corsa del 27 de febrero de 1980.


El Hybrid fue un prototipo desarrollado por la empresa Briggs & Stratton originaria de Wisconsin de Estados Unidos. Dicho vehículo era híbrido con dos motores. El motor naftero era marca Briggs & Stratton de 2 cilindros opuestos horizontales refrigerado por aire de cuatro tiempos con una cilindrada de 694 centímetros cúbicos con una potencia de 18 HP a 3.600 revoluciones por minuto. El motor eléctrico era del tipo Serie Baldor DC con una potencia de 8 HP continuos y 20 HP intermitentes.

Las velocidades máximas que podían alcanzar el Hybrid eran las siguientes: con el motor eléctrico llegaba a 64,37 kilómetros por hora; con el motor naftero alcanzaba los 72,42 kilómetros por hora y con la combinación de ambos motores podía llegar a 88,51 kilómetros por hora. La aceleración de 0 a 48,28 kilómetros por hora era de 10 segundos 5 décimas, sólo con el motor eléctrico. En cambio de 0 a 64,37 kilómetros por hora tardaba 33 segundos en la combinación de ambos motores, es decir en forma híbrida.

El amplio portón trasero del Hybrid de 1980 fabricado por Briggs & Stratton permitía el acceso a la zona de equipajes. La fotografía pertenece a la revista Parabrisas Corsa del 27 de febrero de 1980.

El rendimiento con el motor eléctrico era de 241,40 kilómetros cada 3,79 litros (1 galón) y con el motor naftero era de 40,23 a 64,37 kilómetros cada 3,79 litros (1 galón). En la forma híbrida era variable entre los límites de los dos motores del Hybrid.

La autonomía con el motor eléctrico se podía alcanzar las 48,28 a 96,56 kilómetros esto dependía de las condiciones del camino y la performance del conductor. Con el motor naftero se lograba recorrer de 273,59 a 450,62 kilómetros con las mismas condiciones que para el motor eléctrico. En forma híbrida se podían superar los 321,87 kilómetros con las detenciones para reabastecerse y dependiendo de los límites de los dos motores.

Perfil derecho del Hybrid de 1980 fabricado por Briggs & Stratton.
La fotografía pertenece a la revista Parabrisas Corsa del 27 de febrero de 1980.

La transmisión era trasera con una caja de velocidades manual de cuatro marchas y el embrague monodisco era marca Borg Wagner Duo Cam. El tren trasero era de cuatro ruedas y que hacía las veces de trailer para soportar el peso de las 12 baterías que alimentaban el motor eléctrico. Estas baterías eran marca Globe-Union de 6 volts divididas en dos bancos de 36 volts. La capacidad de las baterías era de 250 amperes por hora y cada batería pesaba 29,94 kilogramos las 12 baterías pesaban 359,28 kilogramos.

El conjunto de las 12 baterías más el trailer pesaban 453,59 kilogramos. Además el sistema eléctrico contaba con una batería de 12 volts para alimentar los accesorios del Hybrid con una capacidad de 68 amperes por hora y que pesaba 24,49 kilogramos.

La cola del Hybrid de 1980 fabricado por Briggs & Stratton.
La fotografía pertenece a la revista Parabrisas Corsa del 27 de febrero de 1980.

El Hybrid presentaba un chasis tubular de acero que soportaba la carrocería que había sido desarrollada por la empresa Marathon Vehicles of Quebec a la cual se le adosó el sistema híbrido de propulsión. La capacidad de plazas era de 2 adultos y 2 menores. En la parte trasera tenía un amplio portón para acceder a la zona de carga de equipajes.

La suspensión delantera era independiente por brazos en forma de letra “A” desiguales con resortes helicoidales. La suspensión trasera era por eje rígido con elásticos semielípticos, lo mismo que el eje transportador de las baterías. La dirección era de piñón y cremallera con columna colapsable en caso de choque.

Transparencia del Hybrid de 1980 fabricado por Briggs & Stratton.
La transparencia pertenece a la revista Parabrisas Corsa del 27 de febrero de 1980.

Los frenos eran de tambor en las ruedas traseras con un diámetro de 228,6 milímetros con doble circuito. Solo las ruedas traseras contaban con freno. Los neumáticos eran marca Goodyear medida P-185/70 R 13.

El Hybrid fue un intento de automóvil híbrido que no tuvo éxito. Por varios motivos uno de ellos era la escasa potencia que ofrecían sus motores para lograr moverlo. Además no frenaba del todo bien en parte por lo mismo, mucho peso, por las baterías, y que no contaba con freno en las ruedas delanteras.

Una empresa estadounidense dedicada a la fabricación de cortadoras de pasto que se puso a realizar un automóvil híbrido. Pero este no fue el primer auto que construyó la empresa Briggs & Stratton, también en los inicios del siglo XX se dedicó a la construcción de pequeños vehículos, pero esa es otra historia a contar.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos


Archivo de autos es armado en un ciber por falta de recursos económicos, no por una política editorial.