Lenguaje claro

martes, 24 de noviembre de 2015

Dauphine de Renault

En el año 1956 la empresa francesa Régie Nationale des Usines Renault presenta un nuevo modelo de automóvil que se ubicaba entre el viejo Renault 4 CV y el Renault Fregate. Ese automóvil fue el Renault Dauphine con el mismo concepto mecánico de “todo atrás” que tenía el 4 CV, que se comenzó a comercializar al finalizar la Segunda Guerra Mundial. El concepto básico fue de un automóvil utilitario para transportar a cuatro adultos.

Renault Dauphine del año 1957. Dibujo tomado de
un folleto gentileza de Iván Boiero Sutter.

El motor era el Ventoux de cuatro cilindros en línea con una cilindrada de 845 centímetros cúbicos con una potencia de 30 HP SAE a 4.200 revoluciones por minuto. La relación de compresión era de 7,25:1 y el diámetro de los cilindros de 58 milímetros y la carrera de los pistones de 80 milímetros.

El motor tenía una ubicación en el vano motor similar a la del Fiat 600, contemporáneo del año 1955, motor atrás de todo, por delante el diferencial y la caja de cambios delante de todo el grupo propulsor. Caja que tenía tres marchas hacia adelante y marcha atrás. La primera velocidad no estaba sincronizada y la palanca de cambios estaba ubicada en el piso. Esto mismo tendrá el modelo de Dauphine que se comenzará a fabricar en Argentina de la mano de IKA (Industrias Kaiser Argentina SA) en el año 1960.

Vistas de la apertura del baúl delantero y de la ubicación
del Renault Dauphine de 1957. Fotos tomadas de
un folleto gentileza de Iván Boiero Sutter.

Las relaciones de las diferentes velocidades eran las siguientes: primera, 3,7:1; segunda, 1,81:1; tercera, 1,07:1 y marcha atrás, 3,7:1. La relación final del diferencial era de 4,37:1. La potencia del motor se transmitía a las ruedas traseras mediante dos semiejes que hacían las veces de palieres.

La suspensión de Renault Dauphine se llamaba Aerostable por sus partes de goma que presentaba, tanto en el eje delantero como trasero. En ambos ejes era independiente. La suspensión delantera estaba conformada por dos triángulos, superior e inferior, con resortes helicoidales y amortiguadores hidráulicos. Además de los topes de goma.

La suspensión trasera presentaba ejes oscilantes, con palieres o semiejes, con el sistema de goma mencionado más resortes helicoidales y amortiguadores hidráulicos. Para una mejor compresión de cómo era la suspensión Aerostable del Renault Dauphine hay dos dibujos ilustrativos que acompañan esta nota.

La toma trasera de aire y el motor del Renault Dauphine
del año 1957. Fotos tomadas de un folleto
gentileza de Iván Boiero Sutter.

Los frenos eran de tambor en las cuatro ruedas de accionamiento hidráulico. El freno de estacionamiento era mecánico y actuaba sobre las ruedas traseras. La dirección era del tipo de piñón y cremallera con un radio de giro de 4,572 metros.

Las medidas del Renault Dauphine eran las siguientes: largo, 3.950 milímetros; ancho, 1.520 milímetros; alto descargado, 1.440 milímetros; alto cargado, 1.400 milímetros; distancia entre ejes, 2.270 milímetros; trocha delantera, 1.250 milímetros; trocha trasera, 1.220 milímetros y despeje, 150 milímetros. El peso era de 635 kilogramos. La capacidad del tanque de combustible era de 32 litros. La medida de los neumáticos era 135 x 380 milímetros.

Interior del Renault Dauphine del año 1961.
Dibujo tomado de un folleto gentileza de Iván Boiero Sutter.

La velocidad máxima era de 115 kilómetros por hora y el consumo de combustible era de 6,5 litros cada 100 kilómetros recorridos o 15 a 16 kilómetros por litro a una velocidad de 65 kilómetros por hora. El sistema eléctrico era de 6 volts con una batería de 75/90 amperes por hora. La dínamo para recargar la batería era de 150 watts.

Una de las particularidades del Renault Dauphine, y del Renault Gordini también, era la ubicación de la rueda de auxilio por debajo del piso del baúl delantero. Para poder retirarla había que bajar una tapa que estaba en la parte baja de la trompa en medio del paragolpes delantero. De esta forma parecía que el Dauphine nos sacaba la lengua…

Tablero del Renault Dauphine de 1957. Dibujo tomado
de un folleto gentileza de Iván Boiero Sutter.

El tablero era sencillo con su velocímetro destacado del resto del instrumental disponible. Dos gavetas, sin tapas, se ubicaban a ambos lados del tablero. La que quedaba enfrente del acompañante era de mayor dimensión que la que estaba ubicada a la izquierda del conductor.

La llave de luces era mediante una palanca con una forma de dos aletas que al girarla se lograba encender las diferentes luces. En el centro del tablero se podía alojar la radio. Hay un dibujo en el que se puede apreciar cómo era el tablero del Dauphine.

En los parantes internos del habitáculo había, a ambos lados, una luz interior de forma redonda que se accionaba al girarla. Un curioso sistema de encendido y apagado que si no se lo conocía se podía estar un rato tratando de encontrar el interruptor. Pero era eficaz y sencillo a la vez. Lo recuerdo muy bien.

La suspensión Aerostable del Renault Dauphine
del año 1961. Dibujos tomados de un
folleto gentileza de Iván Boiero Sutter. 

Tanto el Dauphine como el Gordini parecían autos frágiles. En el caso del Gordini uno descubría al manejarlo lo ágil y divertido que era en la ciudad. El Dauphine de menor potencia y con una caja de tres velocidades, sin sincronizar la primera, no era tan amable de manejar. En especial porque había que usar mucho la caja de velocidades.

Para muchos argentinos fue su primer automóvil incluso muchos aprendieron a manejar en uno de estos Renault Dauphine. Así que para ellos es un recuerdo grato en sus vidas. En parte esta nota es un homenaje a ese pequeño auto francés que supo ganarse el corazón de muchos argentinos. Y de su hermano mayor, el Gordini, ni hablar.

Gracias a la gentileza de Iván Boiero Sutter es que pude ilustrar esta nota sobre el Renault Dauphine. Algunas fotografías son del año 1957 y otras del año 1961. En los epígrafes está explicitado a que año corresponde cada foto.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos

¿Te enteraste? Ya arrancó la colecta “Una Internet para Archivo de autos”. Sumate con tu colaboración. En este enlace enterate cómo hacerlo:

http://archivodeautos.blogspot.com.ar/2015/11/ayudar-archivo-de-autos.html