viernes, 13 de marzo de 2015

Chrysler de fines de los cincuenta

Anteriormente hemos visto, en esta misma sección de viejas publicidades, algunos de los modelos fabricados por la Chrysler Corporation de Estados Unidos. Hoy vemos tres modelos que se ofrecían al mercado estadounidense en el año 1957.

Publicidad de la revista Time del año 1957.


Eran años de grandes aletas en las colas de los automóviles, que de por sí eran inmensos. Los cromados, que en algunos casos eran de acero inoxidable, fueron los reyes en esas carrocerías. Grandes ornamentaciones que por momento se convertían en barrocas.

En este preciso caso los autos publicitados eran de las marcas Plymouth, De Soto y Dodge. Que a su vez eran ofrecidos al mercado por la división de exportación de la Chrysler, como consta en el pie de la vieja publicidad. Años donde todavía se usaba como mucha frecuencia las ilustraciones para vender autos.

Los tres modelos que se aprecian en la publicidad son de dos puertas sin parantes. El Dodge Kingsway me recuerda a un viejo auto de lata Gorgo que se vendía en Argentina, allá por los inicios de los años sesenta. Porque en aquellos años los chicos jugaban con autos de lata. El plástico recién asomaba las narices en la industria juguetera. Ahora las cosas han cambiado y mucho.

Estos inmensos autos estadounidenses siguen dando tela para cortar. Fue una época de esplendor de carrocerías y derroche de combustible. Pero aquellos que hemos tenido la oportunidad de estar cerca de una de estas bestias mecánicas no podemos de dejar escapar una exclamación.

Son imponentes pasen los años que pasen. Sabemos que son monstruos traga combustible, pero así y todo no podemos de dejar de admirarlos. Tal vez lo majestuoso de sus carrocerías o la certeza total que nunca más volverán a fabricarse los hace mucho más valiosos. Aunque los dueños de estas bestias con ruedas lloren un ratito sobre su capot luego de recargar el tanque de combustible.

Pero bien vale la pena darse una vueltita en uno de estos grandes americanos de los cincuenta. La vieja publicidad apareció publicada en la revista Time, en su versión la América Latina, del 13 de mayo de 1957, que estaba impresa en La Habana, Cuba. Todo un dato de época.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos



Archivo de autos es armado en un ciber por falta de recursos económicos ya que no cuenta con financiación o publicidad de ningún tipo.