miércoles, 8 de enero de 2014

Ford Escort 1.8 Ghia 1990

Autolatina Argentina, la fusión de Ford Motor Argentina y Volkswagen Argentina, presentó el 5 de noviembre de 1990 el Ford Escort 1.8 motorizado con el Audi 827, el mismo que usaba el Volkswagen Gacel 1.8. Esta integración era en vista a exportar el Escort 1.8 al mercado brasileño, donde se había presentado en el Salón de San Pablo. La idea era exportar el Ford Escort 1.8 a partir de 1991. Su velocidad máxima, indicada por fábrica, era de 176,3 kilómetros por hora. El consumo, a una velocidad de 80 kilómetros por hora, era de 5,8 litros cada 100 kilómetros recorridos. Esto le permitía una autonomía de 825 kilómetros, manteniendo la velocidad mencionada. La aceleración, de 0 a 100 kilómetros por hora, era de 10,6 segundos. Las llantas deportivas de aleación liviana eran opcionales.



Marca: Ford  Modelo: Escort 1.8  Año: 1990
Motor: naftero  Ubicación: delantero transversal  Marca: Audi 1.8 L-827
Cilindros: 4 en línea  Cilindrada: 1781 cm3
Diámetro: 81 mmCarrera: 86,4 mm.
Potencia: 96 CV DIN  RPM: 5500  Compresión: 9,0:1
Tracción: delantera  Caja de velocidades: cinco marchas adelante y retroceso
Suspensión delantera: independiente tipo Mc Pherson con resortes helicoidales, amortiguadores hidráulicos de doble acción presurizados con gas y barra estabilizadora
Suspensión trasera: independiente con brazos tensores con resortes helicoidales y amortiguadores hidráulicos de doble acción presurizados con gas
Frenos delanteros: a disco con servofreno y doble circuito diagonal  Frenos traseros: a tambor auto ajustables
Neumáticos: 175/70 SR 13
Dimensiones: Largo: 4020 mm.  Ancho: 1640 mm.  Alto: 1380 mm.
Distancia entre ejes: 2400 mm.  Trocha delantera: 1400 mm.
Trocha trasera: 1420 mmPlazas: 5
Carga útil: 420 kg.  Peso en orden de marcha: 977 kgPeso máximo recomendado: 1397 kgVelocidad máxima: 176,3 Km/h

Autor: Mauricio Uldane
Escaneo: Skinet
Fuente: revista Su Auto


Archivo de autos es editado sin computadora, sin escáner y sin Internet propios. Todo lo publicado en el sitio es armado en un ciber. Es por falta de recursos económicos, no por una política editorial.