sábado, 6 de febrero de 2016

El camión verde de transporte de autos

Jugué mucho con este camión de color verde de la serie King Size de Matchbox, que tiene marca, y que no puedo identificar con un modelo determinado. Aunque tiene el aire inglés de los camiones que se producían en la isla. Hasta el color es el que indicaba que los autos de carrera eran de Gran Bretaña. Incluso con el logo de la compañía petrolera inglesa, BP (British Petroleum).



Este camión era uno de los preferidos por la capacidad de llevar dos autitos, de la escala más chica, en su interior. Como en una cama cucheta, uno arriba y el otro abajo. Si la memoria no me falla, han pasado más de 40 años, y uno ya tiene recorrido un largo camino, llevaba en su interior un Ford GT 40 de color blanco, de los Matchbox de la escala más chica. Creo que también llevaba otro autito como el que aparece en la parte de atrás de la caja del camión de transporte de autos de carrera.


Una de las cosas llamativas de este camioncito era el techo de vidrio, tanto en la cabina como en la parte trasera donde iban los autos. Como camión inglés que se precie tiene el volante a la derecha y la capacidad para llevar al conductor y el equipo de mecánicos. Esto por la cantidad de plazas que tiene en el interior de la cabina.


No se si este camión existió en la vida real, pero para mí, un chico de 7 años, era excelente para jugar con mis otros Matchbox y crear, en mi mente, sitios y situaciones de transporte de autos de una parte a la otra. Eso que en la cabeza de chico es cotidiano. A veces me pregunto que nos pasa a los adultos que perdemos esa capacidad de imaginar. Si la pusiéramos en marcha nuevamente que mejor sería la vida de todos.


La fantasía, sabiendo de antemano que no es real, es uno de los mejores escapes que puede tener la vida diaria. No habría estrés, ni tampoco tantas agresiones, ni la locura que nos rodea en las grandes ciudades. La locura pasa por imaginar cosas. Esa es la verdadera válvula de escape.


Como los demás Matchbox de la serie King Size, de la escala 1:43, está con su correspondiente caja como venía embalado. Otro autito de colección que mi padre compró en la Librería San Agustín. Días pasados el amigo de mi padre, Juan Mohr, me decía que vendieron muchos Matchbox, en ambas escalas. Eran muy populares entre finales de la década del sesenta, como este camión, y la década siguiente.


Luego yo ya crecí y los autitos de colección pasaron a un segundo plano, pero nunca los olvidé, siempre han estado presentes conmigo, de una u otra forma. Ahora tenemos la posibilidad de verlos a través de este canal que es Archivo de autos y esta gran herramienta que es Internet. Hasta me armé un pequeño set fotográfico, muy casero, para “retratar” los Matchbox de mi vida, que bien podría ser el nombre de la sección.


Pero no solo de Matchbox vive un chico y a lo largo de estos sábados de 2016 habrá más novedades. Pero no adelanto nada para que sea sorpresa. De las lindas, no de las otras. Esas que nos dejan amargados por mucho tiempo.


El color verde del camión de Matchbox siempre me gustó. Es tan inglés como los autitos de colección mismos. Pese a que jugué mucho con él se mantiene en un muy buen estado. Lo único que el paso del tiempo ha sido un poco impiadoso con los neumáticos de plásticos que tienen a salirse de las llantas de color rojo. Todavía faltaban algunos años para que aparecieran los Superfast. Esos de las ruedas deportivas y rápidas para correr. Tanto que aparecieron las pistas que funcionaban por gravedad.


De esas pistas nunca tuve ninguna. Por no tener espacio donde vivía, pero en realidad por el costo de las mismas. Pero tenía los Matchbox y eso me bastaba para jugar e imaginar mundos en mi cabeza. Eso creo que nos va formando mejor de los creemos. Nos hace más creativos. No porque nos dediquemos a una rama de algún arte. Sino para encarar la vida misma.


La creatividad no tiene límites y nuestra imaginación nos puede sacar de muchos problemas en la vida cotidiana. Solo es cuestión de poner en marcha las neuronas necesarias para poder solucionar un problema determinado.

El sábado que viene una nueva pieza de la colección Matchbox King Size. Un autito de colección más que despierta un mar de recuerdos. Recuerdos de una niñez feliz, que ya es mucho decir en este mundo que vivimos.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos

¿Te enteraste? Ya arrancó la colecta “Una Internet para Archivo de autos”. Sumate con tu colaboración. En este enlace enterate cómo hacerlo:


Archivo de autos tiene Internet propia financiada por sus seguidores, ya que no cuenta con ninguna otra ayuda económica.