viernes, 31 de julio de 2015

El fracaso de Ford

La fabricación del Edsel le trajo más dolores de cabeza que otra cosa a la empresa Ford Motor Company. El nombre elegido fue en homenaje al hijo de Henry Ford muerto a temprana edad y que era el sucesor directo del creador del Ford T. Esto obligó a Henry Ford a retomar la conducción de la empresa y los 4 años falleció también él.

Publicidad de la revista Selecciones del Reader’s Digest de 1957.


Lo cierto que el Edsel, que fue una marca dentro del grupo Ford, y fue el fracaso más grande de la historia de la industria automotriz estadounidense. Se perdieron millones de dólares en un automóvil que estuvo fuera de tiempo y de lugar. Varios fueron los factores que no lograron cautivar al público de Estados Unidos en su compra.

A finales del año 1957 es presentada la línea del Edsel que incluía los modelos Ranger, Pacer, Corsair y Citation con motores de 5,9 y 6,7 litros con una potencia de 303 y 345 HP respectivamente. En los primeros seis meses de producción, la empresa Ford Motor Company, esperaba vender unas 200.000 unidades, pero la realidad fue que solo en dos años de fabricación lograron vender menos de las 100.000 unidades.

Las principales críticas del público iban dirigidas a su trompa de forma vertical. En una época donde todos los automóviles tenían trompas horizontales. Ahora 13 años más tarde el Ford Taunus tenía con una protuberancia vertical y fue aceptado por el mercado comprador. Lo cierto que a la vuelta de las décadas el Edsel se revalorizó y se lo puede ver restaurado, u original, en encuentros de autos en Estados Unidos. Incluso algunas unidades llegaron a Argentina.

En la vieja publicidad se hace mención de la caja de velocidades de accionamiento eléctrico llamada Teletouch con botones en el centro del volante. Pero lo tangible es que si el público le da la espalda, por mal diseño o por fallas mecánicas, a un automóvil no lo salva ni la publicidad masiva, ni el marketing.

Para recuperar parte de la gran inversión destinada al Edsel, con una planta nueva, se usaron esas instalaciones para fabricar un viejo conocido por los argentinos: el Falcon. De esta forma se logró amortizar algo de lo invertido en la construcción del auto compacto de la empresa Ford Motor Company. En Argentina, el Ford Falcon, lograría tener no solo éxito sino que se convertiría en uno de los automóviles más vendido de la industria automotriz argentina.

La vieja publicidad salió publicada en la revista Selecciones del Reader’s Digest en el mes de noviembre de 1957. Esta pieza forma parte del archivo de imágenes y datos que proveen las notas diarias de Archivo de autos, el sitio de los viejos autos que supimos conseguir.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos


Archivo de autos es armado en un ciber por falta de recursos económicos ya que no cuenta con financiación de ningún tipo.
fabricación del Edsel le trajo más dolores de cabeza que otra cosa a la empresa Ford Motor Company. El nombre elegido fue en homenaje al hijo de Henry Ford muerto a temprana edad y que era el sucesor directo del creador del Ford T. Esto obligó a Henry Ford a retomar la conducción de la empresa y los 4 años falleció también él.



Lo cierto que el Edsel, que fue una marca dentro del grupo Ford, y fue el fracaso más grande de la historia de la industria automotriz estadounidense. Se perdieron millones de dólares en un automóvil que estuvo fuera de tiempo y de lugar. Varios fueron los factores que no lograron cautivar al público de Estados Unidos en su compra.

A finales del año 1957 es presentada la línea del Edsel que incluía los modelos Ranger, Pacer, Corsair y Citation con motores de 5,9 y 6,7 litros con una potencia de 303 y 345 HP respectivamente. En los primeros seis meses de producción, la empresa Ford Motor Company, esperaba vender unas 200.000 unidades, pero la realidad fue que solo en dos años de fabricación lograron vender menos de las 100.000 unidades.

Las principales críticas del público iban dirigidas a su trompa de forma vertical. En una época donde todos los automóviles tenían trompas horizontales. Ahora 13 años más tarde el Ford Taunus tenía con una protuberancia vertical y fue aceptado por el mercado comprador. Lo cierto que a la vuelta de las décadas el Edsel se revalorizó y se lo puede ver restaurado, u original, en encuentros de autos en Estados Unidos. Incluso algunas unidades llegaron a Argentina.

En la vieja publicidad se hace mención de la caja de velocidades de accionamiento eléctrico llamada Teletouch con botones en el centro del volante. Pero lo tangible es que si el público le da la espalda, por mal diseño o por fallas mecánicas, a un automóvil no lo salva ni la publicidad masiva, ni el marketing.

Para recuperar parte de la gran inversión destinada al Edsel, con una planta nueva, se usaron esas instalaciones para fabricar un viejo conocido por los argentinos: el Falcon. De esta forma se logró amortizar algo de lo invertido en la construcción del auto compacto de la empresa Ford Motor Company. En Argentina, el Ford Falcon, lograría tener no solo éxito sino que se convertiría en uno de los automóviles más vendido de la industria automotriz argentina.

La vieja publicidad salió publicada en la revista ct en el mes de noviembre de 1957. Esta pieza forma parte del archivo de imágenes y datos que proveen las notas diarias de Archivo de autos, el sitio de los viejos autos que supimos conseguir.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos


Archivo de autos es armado en un ciber por falta de recursos económicos ya que no cuenta con financiación de ningún tipo.