jueves, 13 de junio de 2013

El Tatra T27

La empresa checa, Tatra,  presenta en el mercado europeo el camión T27 en 1930. Este camión de tres toneladas se fabricaría con éxito hasta 1949 con variedad de versiones y posteriores modernizaciones.

Camión Tatra T27 de 1930. La ilustración corresponde a un folleto histórico de la marca checa.


Ya que el motor refrigerado por aire, disponible por entonces, no tenía la suficiente potencia de empuje se lo dotó de un motor refrigerado por agua. Dicho motor de 4 cilindros en línea tenía una cilindrada de 4.260 centímetros cúbicos con una potencia de 52 HP a 2.100 revoluciones por minuto.

Su caja de velocidades era de cuatro marchas hacia delante y con semiejes con suspensión independiente en el eje trasero.
Como gran novedad estaba equipado con frenos hidráulicos Lockheed en sus cuatro ruedas. A no olvidarse que en esos años muchos camiones todavía tenía freno mecánico en sus ruedas.

El T27 podía alcanzar los 55 kilómetros por hora de velocidad máxima. Durante la Segunda Guerra Mundial será uno de los camiones que prestará servicios militares en el conflicto para el Ministerio de Defensa Nacional de Checoslovaquia.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos