domingo, 4 de mayo de 2014

Una empresa llamada Auto Union

A finales de los años veinte comienza la historia de la empresa alemana Auto Union, cuando se funcionan Audi y DKW. Cuatro años más tarde se concretará la fusión con dos empresas más: Horch y Wanderer. Hoy veremos cómo fue esa historia que llegó hasta nuestros días, primero con una fusión con NSU y más tarde controlada, toda la empresa, por el Grupo Volkswagen.

Grabado que muestra las diferentes fábrica de las cuatro marcas que 
conformaron la empresa Auto Union. Está tomado del libro 
“A History of Progress 1983” editado por AUDI NSU AUTO 
UNION Aktiengesellschaf.


La historia comienza en el siglo pasado ya que las empresas Horch y Wanderer fueron fundadas en 1899, la primera, y en 1885, la segunda. La A. Horch & Cie. Motorwagen Werke se fundó el 14 de noviembre de 1899 que se dedicó, desde sus inicios a fabricar automóviles. August Horch había aprendido, por espacio de tres años, con Karl Benz las técnicas en la fabricación de los motores con el ciclo Otto.

Dos mecánicos, Johann Baptist Winklhofer y Richard Adolf Jaenicke, fundaron el 15 de febrero de 1885 la Chemnitzer Velociped-Depot Winklhofer & Jaenicke para vender y reparar velocípedos de origen inglés. Años más tarde comenzarían a fabricar bicicletas propias. Ya entrado el siglo XX fabricará motocicletas. En 1906 sale su primer automóvil económico llamado Wanderermobil. Para 1908 la empresa pasa a llamarse Wanderer Werke vorm. Winklhofer & Jaenicke Akt.-Ges.

Los logos de las cuatro marcas y fotos de los automóviles 
que fabricaban respectivamente en forma independiente antes de la fusión. 
Está tomado del libro “A History of Progress 1983” editado por 
AUDI NSU AUTO UNION Aktiengesellschaf.

La historia sigue cuando August Horch es separado de la empresa que llevaba su apellido en junio de 1909. Todo parece ser fue por la derrota de los nuevos autos con seis cilindros en carreras de 1907, pero el problema con Horch tenía motivos más profundos y fue separado del consejo de administración.

Esto no amilanó a Horch que el 16 de julio de 1909, solo un mes más tarde, funda la August Horch Automóvil Werke con el apoyo de técnicos y obreros de la empresa Horch que le eran fieles. Al estar emplazada muy cerca de la otra empresa Horch comenzaron las cuestiones legales. Como siempre pasa cuando alguien se arroga una marca para provecho propio.

La trompa de una cupé Audi con el emblema de la Auto Union y el 
número “1” en la tapa del radiador. La fotografía es del libro 
“A History of Progress 1983” editado por AUDI NSU 
AUTO UNION Aktiengesellschaf.

El Tribunal de Leipzig falló en contra de August Horch que se vio obligado a cambiar el nombre de su nueva empresa. Así nació la Audi Automobilwerke GmbH (Gesellschaft mit beschränkter Haftung, sociedad con responsabilidad limitada). Horch eligió para la nueva marca la traducción de su apellido alemán al latín: Audi que no significa otra cosa que “oír”. Tenemos así una marca emblemática en el siglo XXI que nació por una controversia judicial.

La empresa DKW nace en 1903 para la fabricación de motores de vapor y el nombre que recibió, en ese entonces, fue Rasmussen & Ernest GmbH. Para 1907 el nombre cambia a Zschopauer Maschinenfabrik J. S. Rasmussen y sigue creciendo la fabricación de motores por parte de la empresa. Para el año 1919 construye motores de dos y cuatro tiempos. La empresa incursiona en la fabricación de juguetes con el nombre de Des Knaben Wunsch (Lo que todos los chicos desean) que dan las siglas DKW. Tras este fallido proyecto la empresa adopta las siglas para sus motores de dos tiempos tanto para motocicletas como pequeños automóviles.

Horch Pullman Saloon  de 8 cilindros y 120 HP de potencia fabricado 
después de la fusión. La fotografía es del libro “A History of Progress 
1983” editado por AUDI NSU AUTO UNION Aktiengesellschaf.

En el año 1928 la empresa Zschopauer Motorewerke J. S. Rasmussen  AG (Aktiengesellschaft, sociedad por acciones), la que fabricaba, ya, automóviles con la marca DKW, absorbe a la Audi-Werke AG. Esta última empresa tenía sería dificultades financieras para subsistir en el mercado alemán. Los difíciles años después de la Primera Guerra Mundial no lograban que la empresa remontara. Durante el conflicto bélico había proporcionado un camión ligero, para el ejército alemán, derivado del automóvil 14/35 HP.

Wanderer W 24 de 1,8 litros de cilindrada fabricado después de la fusión.
La fotografía es del libro “A History of Progress 1983” 

editado por AUDI NSU AUTO UNION Aktiengesellschaf.

También tuvo el intento de fabricar un automóvil utilitario que fuera proyectado en 1914. La presencia de los Audi en las diferentes competencias de automóviles, incluso como piloto del propio August Horch, no bastó para lograr mejorar las ventas y se vio alejado de una marcada presencia personal en la empresa por diferentes responsabilidades. A partir de 1920, aunque algunos sostienen que antes, se alejó hacia el consejo de administración y esto marcó que la empresa terminara absorbida por la DKW.

Así llegamos a agosto de 1932 cuando las dos marcas, Audi y DKW, se fusionan con la empresa Horch y da origen a la Auto Union Aktiengesellschaft. En el transcurso del mismo año se suma, a las tres empresas, la Wanderer y así ese conforma la unión de las cuatro empresas que se representa en el logo de los cuatro anillos y que hoy fue adoptado por la marca Audi como emblema para los automóviles que fabrica bajo la tutela de la empresa Volkswgenwerk AG.

Las cuatro empresas fusionadas conservaron las marcas y todos los automóviles llevaron los cuatro anillos junto a sus respectivas denominaciones. Los tantos se dividieron de esta forma: DKW y Wanderer se abocaron a fabricar automóviles utilitarios y de media gama; en cambio Audi, y más aún Horch, automóviles de lujo.

El Auto Union A auto de carrera construido para difundir la 
marca en las competencias. La fotografía es del libro “A History of Progress 
1983” editado por AUDI NSU AUTO UNION Aktiengesellschaf.

Pese a una masiva campaña publicitaria el público alemán seguía identificando los automóviles fabricados por la Auto Union por las respectivas marcas, que ya estaban instaladas en el mercado automotriz. Los automóviles de carrera y los de récord fueron los únicos que se identificaron completamente con la nueva marca. Antes de los años sesenta los únicos autos fabricados por Auto Union que llevaron los cuatro anillos fueron los autos de carrera.

La fusión de Audi, DKW, Horch y Wanderer trajo un beneficio a Auto Union y fue contar en la empresa con Ferdinand Porsche, quien estaba vinculado a la empresa Wanderer-Werke AG de Chemntiz. Porsche desde diciembre de 1930 tenía su propio estudio de consulta que brindaba sus servicios a diferentes empresas automotrices alemanas. Como sucedió con los proyectos de autos populares que tuvieron las empresas Zündapp, NSU y más tarde la que sería Volkswagen.

El piloto alemán Bernd Rosemeyer a bordo de un auto de carreras 
Auto Union, circa 1937. La fotografía es del libro “A History of Progress 1983” 
editado por AUDI NSU AUTO UNION Aktiengesellschaf.

Contar con Porsche en Auto Union significó el desarrollo de un automóvil de carreras que sirvió de publicidad institucional para la nueva fusión de cuatro marcas. Ese automóvil fue el Auto Union A, que inicialmente se denominó P. Wagen (P por Porsche), que estuvo listo en 1934 y el proyecto data del año 1932. En sucesivas mejoras el auto irá cambiando sus características técnicas y pasará por las letras A, B y C en las diferentes versiones. Para aquellos que estén interesados en conocer más datos de este automóvil de carreras les dejo el respectivo enlace: http://archivodeautos.blogspot.com.ar/2012/05/el-auto-union-de-carrera.html.

Recién en la década del sesenta los cuatro anillos comienzan a aparece solos en la trompa de los automóviles fabricados por Auto Union, como el DKW F 12 y para el año 1965 la marca DKW desaparece del mercado alemán y es sustituida por la marca Audi con el modelo 72 que estaba basado en el DKW F 102. Este nuevo auto comienza a tener los cuatro anillos en su parrilla. Así esos anillos entrelazados se convierten en el emblema de la marca Audi hasta nuestros días. Pero la historia de la Auto Union tiene otra fusión en su haber. Dadas las condiciones del mercado alemán la Auto Union se fusiona con la NSU con el aval de la Volkswagen.

La empresa NSU nació en el año 1880 para fabricar máquinas de tejer y denominó Neckarsulmer Strickmaschinen Fabrik. Con el correr de los años fabricarán bicicletas, motocicletas y automóviles, algunos de estos bajo licencia de la Fiat Auto SpA (Societá per Azioni). La marca NSU nace de la localidad donde estaba asentada la fábrica, que era Neckarsulm. Así que tomaron las letras “N”, “S” y “U” para conformar la sigla que sería la marca de los productos que produjeron.

Auto de récord Auto Union con el cual Hans Stuck logró una media de 320 
kilómetros por hora en el año 1935. Las fotografías corresponden a la 
Enciclopedia Salvat del Automóvil, Volumen 2 de 1974.

La NSU Motorenwerke AG se fusiona a la Auto Union GmbH el 21 de agosto de 1969 con la supervisión de Volkswagenwerk AG, que más tarde pasaría a controlar el total de una nueva empresa llamada AUDI NSU AUTO UNION AG, así todo en letras mayúsculas. El paso del tiempo hizo desaparecer las marcas DKW y NSU que eran las únicas que sobrevivieron en el mercado alemán. Las marcas Horch y Wanderer al finalizar la Segunda Guerra Mundial ya no estaban presentes en el mercado automotriz. Audi fue la única, que reflotada en los años sesenta, perdura hasta nuestros días. El resto de las marcas son parte de la historia de la industria automotriz alemana.

Auto de récord Auto Union de 1937 que alcanzó los 404 
 kilómetros por hora. Las fotografías corresponden a la Enciclopedia 
Salvat del Automóvil, Volumen 2 de 1974.

Conocimos cómo es la historia de la marca Auto Union, que en Argentina, ha tenido presencia a través de los automóviles y camionetas fabricados en la provincia de Santa Fe por la empresa Industria Automotriz Santa Fe SA en la localidad de Sauce Viejo. Hoy un poco de historia nos aclaró el panorama de cómo fue el salvataje de la industria automotriz alemana en los años treinta. De no haber sido de esa forma las empresas corrían el riesgo de desaparecer. Solo la Daimler-Benz lograba mantenerse a flote luego de la crisis financiera que sacudió al mundo en aquellos años.

Audi 72 de 1965 con los cuatro anillos en su parrilla como emblema. 
La fotografía es del libro “A History of Progress 1983” editado por 
AUDI NSU AUTO UNION Aktiengesellschaf.

Hoy en pleno siglo XXI entre las fusiones, los join venture, las compras de acciones y las colaboraciones entre grandes empresas no sabemos a ciencia cierta de qué marca es nuestro auto, que creemos que luce un determinado emblema en su carrocería. Cuestiones de mercado producen autos similares con marcas diferentes, incluso hasta competidoras en un determinado país. Pero el sistema capitalista es así, impiadoso con el que no puede mantenerse a flote.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos


Archivo de autos es armado en un ciber por falta de recursos económicos, no por una política editorial.