lunes, 5 de octubre de 2015

Fiat 1500 Gran Clase, en su primera versión

Los argentinos conocimos al Fiat 1500 en el año 1963. El que no conocimos fue al Fiat 1300 de iguales características pero de menor cilindrada y potencia. Fiat Concórd presenta a finales del año 1963 el Fiat 1500 Gran Clase que es más corto que el modelo del año 1965. También con diferentes faros traseros y ubicación de la tapa del tanque de nafta.

Fiat 1500 Gran Clase del año 1963 fabricado en Argentina por Fiat Concórd.
La fotografía es de la revista Parabrisas número 40 de marzo de 1964.


En Italia, país originario del Fiat 1500, se lo comenzó a diseñar en el año 1955 y fue presentado en Europa en el año 1961. El motor fue un diseño del ingeniero Aurelio Lampredi que fuera el padre del Ferrari 2,5. El Fiat 1500 fue el primer automóvil argentino en traer frenos a disco en las ruedas delanteras. Todo un avance tecnológico para el mercado local en el año 1963.

Los primeros modelos del 1500 eran altos de cola con una pronunciada inclinación hacia la trompa con el automóvil descargado. Eso se corrigió rápidamente y con el aumento de la distancia entre ejes, del modelo de 1965, mejoró el andar.

También la capacidad del baúl y el espacio para las piernas de los pasajeros del asiento trasero. Ahora repasemos un poco las características técnicas de esa primera versión argentina del Fiat 1500 fabricado por la empresa Fiat Concórd.

El motor era de cuatro cilindros en línea con una cilindrada de 1.481 centímetros cúbicos con una potencia de 80 HP SAE a 5.200 revoluciones por minuto con una relación de compresión de 8,8:1. Una aclaración: esta compresión era alta para los automóviles argentinos que estaban en el orden de los 6 a 7:1. Por lo cual era necesario usar nafta especial.

Tablero del Fiat 1500 Gran Clase de 1963 fabricado en Argentina.
La fotografía es de la revista Parabrisas número 42 de mayo de 1964.

El diámetro de los cilindros era de 77 milímetros y la carrera de los pistones de 79,6 milímetros. El carburador de doble cuerpo que alimentaba el motor podía ser Weber 28-36 DCD o Solex C 28-32 PAIA 1. La segunda boca se abría a los 80 kilómetros por hora.

La caja de velocidades era de cuatro marchas sincronizadas y marcha atrás con la palanca de cambios al volante. Otra modernidad para Argentina, la mayoría de los autos no tenían sincronizada la primera velocidad. La caja de cambios fue elogiada por los testers de la revista Parabrisas cuando probaron esta primera versión del Fiat 1500 en mayo de 1964.

Las relaciones de la velocidades eran las siguientes: primera, 3,75:1; segunda, 2,30:1; tercera, 1,49:1; cuarta, 1:1 y marcha atrás, 3,87:1. El embrague era del tipo monodisco seco. El diferencial trasero tenía una relación de par cónico de 10/41.

La suspensión delantera era independiente con resortes helicoidales y amortiguadores hidráulicos. En cambio la suspensión trasera era mediante eje rígido con elásticos semielípticos longitudinales con amortiguadores hidráulicos.

Área de barrido de los limpiaparabrisas del Fiat 1500 Gran Clase argentino
del año 1963. La fotografía es de la revista Parabrisas número 42 de mayo de 1964.

Los frenos delanteros eran de disco y los traseros de tambor. En las unidades siguientes se le colocó servo freno. Los tambores traseros tenían un diámetro de 250 milímetros. La dirección era del tipo de tornillo sin fin y sector con una relación de 16,4:1.

El sistema eléctrico era de 12 volts, otro avance de la industria para el mercado argentino, con una batería de 48 amperes por hora. Aunque no tenía alternador sino dinamo para recargar la batería.

Las dimensiones del Fiat 1500 Gran Clase del año 1963 eran las siguientes: largo, 4.030 milímetros; ancho, 1.545 milímetros; alto, 1.420 milímetros; distancia entre ejes, 2.420 milímetros y trocha delantera, 1.295 milímetros. La medida de los neumáticos era 5,60 x 13 pulgadas.

En el test que le realizaron en la revista Parabrisas número 42 de mayo de 1964 lograron una velocidad máxima de 147 kilómetros por hora. El consumo de combustible, en ciudad, era de 10,2 kilómetros por litro, en ruta, a 80 kilómetros por hora, de 12 kilómetros por litro y alta velocidad de 9,8 kilómetros por litro.

La aceleración de 0 a 100 kilómetros por hora era de 20 segundos y la distancia de frenado, de 60 a 0 kilómetros por hora, era de 14,20 metros, de 100 a 0 kilómetros por hora, de 44,90 metros y de 120 a 0 kilómetros por hora de 70,50 metros.

En líneas generales el Fiat 1500 Gran Clase fue bien recibido por los periodistas de Parabrisas. Una de las cosas que más elogiaron del automóvil fue el puesto de mando por la comodidad que ofrecía. También se llevó palmas el completo tablero con muchas luces testigo (9 para ser exacto) y el accionar de la caja de cambios que ya mencioné.

Un acercamiento al Fiat 1500 Gran Clase en su primera versión del año 1963. Las fotografías fueron tomadas de la revista Parabrisas número 40 de marzo de 1964, para la de color, y las blanco y negro del número 42 de mayo de 1964, cuando le hicieron el road test.

Mauricio Uldane