Lenguaje claro

jueves, 25 de agosto de 2016

Amédée Bollée Fils y sus autos

Amédée Bollée hijo continuó, junto a su hermano Léon, la fabricación de automóviles movidos a vapor, que había iniciado su padre, y posteriormente con motores de explosión. Arrancó con su propia fábrica dentro de los establecimientos de su padre. Ya a finales del siglo XIX construía automóviles con su marca y movidos con motores a nafta.

Amédée Bollée del año 1899.


La iniciativa de Amédée Bollée hijo y su hermano Léon Bollée fueron indirectamente los creadores de dos marcas de automóviles: la De Dietrich y la Darracq. Se sabe que Amédée Bollée hijo construyó, al menos, dos vehículos movidos a vapor.

Uno fue una gran berlina de viaje para el marqués de Broc y el otro un vehículo deportivo ligero de dos plazas. Este último con dimensiones más parecidas a un automóvil y esto fue en el año 1885. Durante unos diez años, Amédée Bollée hijo, estuvo experimentando con motores a explosión.

Consiguió en el año 1895 una patente para un motor de dos tiempos. Pero rápidamente cedió la licencia a la empresa De Dietrich. Por ese entonces ubicada en Niederbronn con un gran complejo fabril dedicado al sector ferroviario. Esta empresa tenía serias intenciones de participar de la industria automotriz francesa.

Un aspecto importante en el desarrollo de los vehículos que fabricaba Amédée Bollée hijo estaba el mundo de las carreras de autos. Muchas veces les he comentado la importancia que tuvieron las primeras competencias en el desarrollo de la industria automotriz en Europa. Tanto que ambos hermanos franceses se presentaban a competir con autos diferentes diseñados por ellos.

Así fue como Amédée Bollée hijo hizo un automóvil con motor bicilíndrico de 6 CV y participó de la carrera París-Marsella-París en el año 1896. En cambio su hermano Léon participó con automóviles monocilíndricos de 3 CV. Amédée era el piloto de su automóvil en aquella carrera. Pero la mala suerte lo hizo chocar contra un árbol caído por una tormenta.

Al chocar torció el chasis y no pudo seguir la competencia. Su hermano Léon tuvo que lamentar, que uno de sus automóviles, con el número 21, se encontrara con un toro enfurecido y lo topara en plena carrera. Los daños ocasionados al vehículo le impidieron seguir la marcha. Ambos accidentes parecen de comedia pero eran hechos que sucedían en aquellas primitivas carreras del siglo XIX.

Hubo muchos accidentes fatales y se llegaron a prohibir las carreras en rutas abiertas y ese es el puntapié para que nacieran los autódromos. Uno de los países que tomaron la punta fue Gran Bretaña por lo duras que fueron las leyes que se sancionaron. El célebre circuito de Brooklands tiene su origen en los límites de velocidad y las restricciones a correr en rutas abiertas.

Léon Bollée pronto desistió de participar en competencias deportivas, pero su hermano Amédée siguió haciéndolo. En el año 1898 construyó un automóvil con motor bicilíndrico de 8 CV y debutó en la carrera París-Amsterdam-París en julio del año mencionado. Llegó tercero al mando de Giraud detrás de dos Panhard que fueron conducidos por Charron y Girardot.

En el año 1899 construye el Tipo Tour de France, que ya conocimos en una nota de esta sección “Auto antiguo”, con un concepto muy moderno para la época. Por una parte los automóviles de Amédée Bollée hijo eran innovadores y por otro lado se mantenían atados a tradiciones.

Desde el año 1899 usaba la suspensión independiente para las ruedas delanteras y se considera como el probable inventor del motor monobloque de 4 cilindros en línea que además era alimentado por dos carburadores. Esto lo tenían los Tipo Tour de France. Sin embargo mantuvo el manubrio, en cambio del volante, para guiar sus automóviles hasta el año 1906.

En el año 1912 presentó un automóvil con suspensión independiente en las ruedas traseras, pero con transmisión por cadena, para acentuar la independencia. Pero este sistema ya estaba superado por el uso del cardán. Desde el año 1904 los motores de la Amédée Bollée Fils eran de cuatro cilindros verticales y fundidos por parejas.

La producción de automóviles llegó hasta el estallido de la Primera Guerra Mundial con una modesta gama de vehículos sin interés por expandirse. Luego de terminada la guerra mundial suspendió la producción de automóviles y se dedicó a la fabricación de segmentos para pistones.

La fotografía que nos ilustra esta nota es un Amédée Bollée del año 1899 con motor bicilíndrico probablemente de 8 CV como el mencionado antes. No tengo más datos de este automóvil francés del siglo XIX. La vieja fotografía la tomé de la Enciclopedia Salvat del Automóvil.

Mauricio Uldane
Editor de Archivo de autos

Archivo de autos tiene Internet propia financiada por sus seguidores y por publicidad en este blog.